Otras noticias

JESÚS NO DA LECCIONES: DA SU TESTIMONIO

Jesús no da lecciones desde el  “saber, tener y poder”, sino que enseña desde la experiencia de la pobreza que comparte y desde que experimenta que e4s alguien para su Padre.  Es constantemente acusado de faltar a la Ley, como la mujer adúltera;  es marginado por los sacerdotes y letrados  y es acogido por publicanos y pecadores como el apaleado de la parábola del buen samaritano;  él da todo lo que necesita para vivir, como la viuda;  él no tiene donde reclinar la cabeza, como el medigo Bartimeo;  él morirá como un maldito, como los dos ladrones en la cruz…Y desde esta experiencia, que ya vive al inicio de su misión, poniénose a la cola de los pobres y pecadores en el Jordán, podrá hablar “con autoridad y no como sus escribas” (Mt 7,29), y la adúltera, y la viuda,  el mendigo y el ladrón… le creen y experimentan su alegria.
Él no solo hace una “opción por los pobres” , sino que antes he hecho una “opción por ser pobre”, que significa que comienza por compartir su dolor, y solo dese aqui podrá compartir con ellos su felicidad. Ha experimentado que el Reino  no se puede “poseer” ni  “puede apropiarse de él”, sino que  “hay que entrar en él”,  ya que es un don.
“Entrar” significa  reconocer y aceptar que hay algo más grande que yo, y saber  mirar la vida con la mirada del corazón, para ver en ella la bondad  que me sobrepasa; es aceptarla como don que se me ofrece y que debo agradecer: