ActualidadEducaciónNoticiasParroquia

Saboreando la Doctrina Social de la Iglesia

15.- ¿Está el ser humano  llamado al amor?.
Sí, porque ser amado y regalar amor es algo inherente a la esencia de la persona. Dios nos sirve de modelo en este sentido.  Dios -asi nos lo ha enseñado Jesús-   no es en si otra cosa que amor. Entre el Padre, el Hijo y el Espiritu Santo hay un intercambio  constante de amor. Pero también el hombre que ama participa de esta comunidad del amor.  Nuestra vida solo puede tener éxito si, en vez de cerrarnos al fluir del amor divino,  nos abrimos a él. El amor nos permite estar abiertos  a las necesidades del prójimo  y nos capacita  para entrega de nosotros mismos.  Jesucristo, cuya voluntad libre hizo que se entregara en la Cruz por amor a los hombres , ha hecho precisamente con la entrega de su vida humana el mayor gesto de amor.