ActualidadDiócesisNoticiasParroquia

La Cruz de Lampedusa

El 8 de julio del 2013, a poco más de tres meses del inicio de su pontificado, el Papa Francisco realizó su primer viaje apostólico escogiendo la isla de Lampedusa. El Papa celebró la Santa Misa en un altar construido sobre un cayuco naufragado, teniendo ante sus hojos un mar Mediterráneo camino de convertirse en un cementerio de migrantes.

El 3 de octubre de ese mismo año, se produjo un nuevo y terrible naufragio frente a las costas de Lampedusa. Los fallecidos en esta ocasión fueron más de 360. El Papa clamó de nuevo ante el mundo: “¡Vergüenza! Sólo me viene la palabra vergüenza; es una vergüenza”.

En este contexto, un artísta llamado Franco Tuccio, que había sido el encargado de diseñar el báculo del Papa Francisco para la Misa que presidió aquel 8 de julio, construyó la que ahora conocemos como Cruz de Lampedusa. Esta cruz de 2,6 metros de largo y 1,5 metros de ancho está construida con los restos de barcas naufragadas en la isla italiana de Lampedusa.

La cruz fue llevada a Roma el 9 de abril de 2014 para ser vendecida por el Papa, y éste sugirió que se convirtiese en una cruz peregrina con el objetivo de transmitir un mensaje de solidaridad a todo el mundo. Desde entonces ha viajado a inmumerables puntos, llevando un mensaje de paz y solidaridad.

Ahora la Cruz se traslada a nuestra Diócesis de Santiago, como un regalo que nos entrega el Señor. En la próxima semana os informaremos de la fecha de llegada a nuestra Parroquia.